Alimentos Nutrición Salud

Qué son los alimentos ultraprocesados y cómo identificarlos

¡Buenas Vibers! ¿Qué tal estáis? Hoy venimos a hablar sobre un tipo de alimentos que todos conoceréis y muchos consumiréis en vuestro día a día: los alimentos ultraprocesados.

Hace mucho tiempo que estos alimentos llegaron a los supermercados y comenzamos a consumirlos. Con ello, empezamos también a denominarlos como alimentos “malos” y relacionarlos con distintas patologías. Pero, ¿Qué son realmente estos alimentos? ¿Cómo podemos identificarlos? ¿Cómo afectan a nuestra salud? ¡Sigue leyendo que os lo explicamos!

Clasificación de los alimentos

En los últimos años ha habido una evolución en la industria alimentaria, por ello, ha sido necesario crear nuevos sistemas para la clasificación de los alimentos, entre ellos el sistema NOVA.

Éste sistema clasifica los alimentos en 4 grupos según la transformación industrial a la que son sometidos:

GRUPO 1: Alimentos sin procesar o mínimamente procesados

  • Se encuentran en este primer grupo los alimentos no procesados, es decir, naturales. Aquellos que son partes comestibles de plantas y animales, o incluso hongos, algas y agua. También los que han sufrido una transformación pero sin incorporar ninguna sustancia al producto original (eliminación de partes no comestibles, secado, triturado, tostado, hervido, pasteurizado, congelado, desnatado…).

GRUPO 2: Ingredientes culinarios procesados

  • Pertenecen a este grupo los ingredientes culinarios procesados, que son sustancias derivadas del grupo 1 mediante procesos como prensado, refinado, triturado, molido y secado, por ejemplo los aceites, mantequillas, sal y azúcar.

GRUPO 3: Alimentos procesados

  • Son versiones de alimentos naturales a las que se les añaden ingredientes culinarios procesados para aumentar su conservación o palatabilidad. La mayoría tienen dos o tres ingredientes (quesos, panes, legumbres o verduras enlatadas, pescados en conserva, fruta en almíbar…).
  • Estos alimentos, según los ingredientes que lleven podemos considerarlos más o menos interesantes nutricionalmente.

GRUPO 4: Alimentos ultraprocesados

  • En este grupo encontramos alimentos que no consideramos modificados sino formulaciones hechas a partir de sustancias derivadas de alimentos y aditivos (bollería, salsas, helados, fiambres, panes industriales, galletas industriales…). Suelen venir listos para consumir y requieren poca o ninguna preparación.

Pero… ¿por qué nos gustan tanto?

En la alimentación de muchas personas los alimentos ultraprocesados están presentes en el día a día, tanto por su precio y fácil preparación como por ser alimentos altamente palatables.

Al ser alimentos con altos niveles de grasa, sal, azúcar y saborizantes artificiales tienen sabores intensos que hacen que sean extremadamente apetecibles. Esta palatabilidad puede suprimir los mecanismos endógenos de saciedad, dificultando el hecho de dejar de comerlos. Además, generan sensación de placer y bienestar, lo que aumenta las ganas de consumirlos.

¿Qué consecuencias tienen para la salud?

Como ya se ha comentado, los productos ultraprocesados contienen ingredientes como grasas de mala calidad, azúcar, sal, aditivos artificiales… que tienen repercusiones negativas para la salud. Además, son alimentos altamente energéticos y con alto índice glucémico.

Teniendo en cuenta el perfil nutricional de estos alimentos, su consumo, además de desplazar alimentos más interesantes con bajo contenido calórico y ricos en nutrientes, contribuye en el aumento de peso, promoviendo malos hábitos alimentarios.

Por todo ello, los ultraprocesados se han relacionado con diferentes patologías como la obesidad, sobrepeso, riesgos cardiometabólicos, diabetes, enfermedades cardiovasculares, síndrome de intestino irritable, cáncer, depresión… La evidencia sugiere un mayor riesgo de mortalidad por un alto consumo de estos alimentos.

¿Cómo identificarlos?

Como la industria alimentaría no está obligada a declarar en las etiquetas los procesos utilizados para la elaboración del producto, algunas veces se complica el hecho de identificar el alimento ultraprocesado. En general, cuanto más ingredientes tenga el producto estará más procesado.

El método más práctico para reconocerlos es mediante la lista de ingredientes, verificando si hay sustancias que nunca (o rara vez) se utilizan en cocina o aditivos para que el producto final sea más palatable y atractivo (aceites hidrogenados, almidones modificados, harinas refinadas, jarabe de glucosa, fructosa, colorantes…).

🧐Recuerda: los alimentos que menos publicidad tienen son los que mayores beneficios tienen para la salud

Conclusiones

Actualmente tenemos muchas opciones de alimentos a nuestra disposición, entre ellos los ultraprocesados, que por sus características organolépticas y su fácil y cómodo consumo, se han vuelto bastante populares. Sin embargo, no hay que olvidar que son alimentos poco nutritivos que pueden generar consecuencias negativas para la salud.

Revisad la lista de ingredientes para evitar o reducir el consumo de estos alimentos y basar la alimentación en alimentos naturales y ricos en nutrientes. Seguro que con este post habéis aprendido a distinguir mejor estos productos, pero si os surge alguna duda al respecto, ¡no dudéis en contactar con nosotros!

Referencias

  • 1. Monteiro CA, Cannon G, Moubarac JC, Levy RB, Louzada MLC, Jaime PC. The UN Decade of Nutrition, the NOVA food classification and the trouble with ultra-processing. Public health nutrition. 2018; 21(1), 5–17.
  • 2. Juul F, Martinez-Steele E, Parekh N, Monteiro CA, Chang VW. Ultra-processed food consumption and excess weight among US adults. The British journal of nutrition. 2018; 120(1), 90–100.
  • 3. LaFata EM, Gearhardt AN. Ultra-Processed Food Addiction: An Epidemic? Psychotherapy and psychosomatics. 2022;91(6), 363–372.
  • 4. Lustig RH. Ultraprocessed Food: Addictive, Toxic, and Ready for Regulation. Nutrients. 2020; 12(11), 3401.
  • 5. Martí Del Moral A, Calvo C, Martínez A. Consumo de alimentos ultraprocesados y obesidad: una revisión sistemática. Nutrición hospitalaria. 2021;38(1), 177–185.

Glucovibes es una empresa de software que ofrece servicios de nutrición para promover un estilo de vida saludable con el propósito de ayudar a los usuarios a mantener o mejorar su estado general de bienestar. Glucovibes no provee ningún servicio con el objetivo de diagnosticar, tratar ni prevenir cualquier enfermedad, patología o condición médica*.

Al utilizar los productos y servicios, el usuario está de acuerdo en que no intentará utilizar ni dependerá de los productos o servicios con ningún propósito médico. Todas las decisiones médicas que tome deben ser tomadas en consulta con un médico o personal sanitario cualificado.

*MDCG 2019-11 Guidance on Qualification and Classification of software in Regulation (EU) 2017/745- MDR and Regulation (EU)2017/746-IVDR